Los cuidados de los geckos

Los cuidados de los geckos

Uno de los animales exóticos que podemos tratar en la clínica veterinaria cerca de Granollers son los geckos, una especie de lagarto que en España solemos conocer como salamanquesa, y que son propios de climas cálidos y templados, pero que se pueden adaptar sin demasiados problemas al ámbito doméstico.

Para ello, hay que seguir una serie de pautas que te vamos a dar en Manescalia Veterinaris, por si acabas de adquirir uno de estos pequeños reptiles o estás pensando en hacerlo. Dependiendo de la especie de la que se trate, puede necesitar cuidados algo más particulares, pero en términos generales se trata de un animal eminentemente nocturno –aunque también los hay diurnos- que necesitan una temperatura en el terrario de entre 25 y 32 grados, con una humedad relativa que oscile entre el 40 y el 65% que hay que elevar hasta el 80% durante la etapa del cambio de piel.

Así pues, el terrario debe tener las funcionalidades para asegurar las condiciones antes mencionadas, además de contener troncos, rocas, plantas y alguna cueva para tratar de recrear al máximo su vida en libertad, sin que note un cambio que pueda afectar a su salud. En la clínica veterinaria cerca de Granollers recomendamos los terrarios de cristal por su fácil limpieza y para evitar que el animal se pueda escapar, ya que tienen una gran  capacidad para escalar por superficies lisas verticales gracias a unas almohadillas adhesivas en sus patas.

En cuanto a la alimentación, si eres de los que tiene pánico a los insectos, tener un gecko no será la mejor opción. Se alimentan de grillos, cucarachas y otros pequeños insectos, que han de estar vivos, aunque también pueden comer frutas, además de siempre contar con agua limpia y fresca para una buena salud del animal.

haz clic para copiar mailmail copiado